Google prohíbe anunciarse al portal de reventa Viagogo

Fuente: Última Hora

Google ha suspendido los anuncios de la web de venta de entradas Viagogo de sus resultados de búsqueda debido a la «violación de la política publicitaria» de la compañía.
Antes de esta decisión, la web aparecía habitualmente en la parte superior de las búsquedas de Google cuando los usuarios buscaban entradas. Incluso para conciertos de artistas como Ed Sheeran que previamente ya se habían quejado del portal por reventa de tickets.

«Cuando las personas usan nuestra plataforma para obtener ayuda para comprar entradas, queremos asegurarnos de que tengan una experiencia en la que puedan confiar. Es por eso que tenemos políticas estrictas y tomamos las medidas necesarias cuando encontramos que un anunciante no cumple con las normas», ha señalado un portavoz de Google a ‘The Guardian’.

En España, la Asociación de Promotores Musicales (APM) ha celebrado la medida aplicada por Google, ya que entiende que «el posicionamiento web mediante el pago en Google Ads era la primera arma comercial de la web de reventa».

Esta asociación ha estado durante dos años reclamando esta suspensión, a lo que se añade que Viagogo ha afrontado varios juicios y denuncias como la que tuvo lugar en febrero de 2017, cuando los promotores de la gira de Joaquín Sabina denunciaron que el portal estaba vendiendo entradas antes de que hubieran salido oficialmente a la venta.

«Los espectadores dejarán de ser engañados y podrán comprar las entradas al precio oficial y los artistas y las empresas promotoras que venían denunciando esta actividad por fin dejarán también de ser víctimas de esta estafa descarada», ha señalado el vicepresidente de APM y presidente ejecutivo de The Project, Tito Ramoneda.

Los promotores españoles han alertado de que continuarán «luchando» contra la reventa de entradas. Entre otras medidas, seguirán «presionando a Google para que esta medida se extienda a otras webs de reventa que usan los anuncios de la plataforma de búsqueda para conseguir un posicionamiento destacado».

Fuente: Última Hora

 

Apoteosis de ‘La Vida Moderna’, la radio llevada al espectáculo

Los cómicos David Broncano, Ignatius Farray y Quequé cierran su temporada en el Wizink Center ante 7.500 personas.

Una multitud enfervorecida abandona las instalaciones pasada la medianoche del WiZink Center (Palacio de los deportes) de Madrid entonando gritos que solo tienen sentido en un mundo particular, el que han creado, en los últimos cuatro años, los cómicos David Broncano, Ignatius Farray y Quequé desde las ondas de la Cadena Ser: “¡UPyD, UPyD, UPyD! ¡A por el bote, oe! ¡Pollito de troya, pollito de troya!”. Una empleada les apremia para que abandonen el recinto y no se forme un tapón a la salida. Es inútil. Los jóvenes han pasado las últimas dos horas sujetos a dos únicas normas, que son las mismas que rigen en los estudios desde los que se graba el programa La Vida Moderna: sé natural y pásatelo bien.

Desde el inicio del show se respiraba el ambiente de las grandes ocasiones.

A lomos de una motocicleta, emulando su reciente entrada triunfal a caballo en el teatro de Mérida, Quequé e Ignatius Farray aparecen en el escenario portando una bandera gay. Desde allí, David Broncano ya se había encargado de calentar al público hablando de los recientes resultados electorales especialmente los que se dieron en Madrid: “Vosotros no lo sabéis, pero si hubiera ganado Manuela Carmena, todo este recinto se hubiese dedicado a practicar abortos”, el público respondió a la broma con vítores hacia la exalcaldesa.

A diferencia de lo sucedido en otros espectáculos de La Vida Moderna, en esta ocasión los tres ocuparon juntos el escenario durante buena parte de show, reduciendo la parte monologada a favor del diálogo. Esto favoreció la exhibición de reflejos y la capacidad de improvisación, dos de las cualidades sobre las que con más claridad se ha cimentado la fama de La Vida Moderna, un lugar donde puede suceder casi cualquier cosa. Fue un ejemplo de ello el momento en el que el público, en el enésimo canto irónico se lanzó a gritar: “¡Falangista!”. Quequé respondió: “No se gritaba esto tanto en Madrid desde el 36”. Broncano puso la puntilla: “¡O desde el concierto de Marta Sanchez!”.

Pero si dentro de los tres hay uno que destaca, para bien y para mal, ese es Ignatius Farray, que se atrevió con chistes sobre terrorismo islámico, analogías entre la saga Star Wars y los líderes de los partidos de las derechas en España y con provocaciones directas al público: “Entre 7.500, solo tenemos tres sudamericanos y ningún gitano. No me digan que no es para estar tranquilos”. Con todo, hace años que el cómico canario renunció a ser el Ricky Gervais español, el gamberro al que nunca llevarías a cenar a casa, para convertirse en alguien comprometido con un mensaje que, bien entendido, resulta incluso entrañable: da igual cuanto metas la pata, siempre hay tiempo para sonreír a la otra persona, darle la mano y pedirle un aplauso.

Quien crea que la fórmula del éxito de estos tres humoristas se fundamenta en una enloquecida sucesión de ideas sin relación entre sí se equivoca.

Existe una poderosa corriente de sentido que convierte el discurso de La Vida Moderna en algo, también, esencialmente político. De ello dio prueba el propio Broncano en sus alusiones al partido de extrema derecha, Vox: “No se si os habéis fijado en que gracias a Vox ahora hay dos banderas de España en el Ayuntamiento. Son como un niño tonto que para dibujar en el colegio necesita apretar muy fuerte”.

También hubo para Ciudadanos, que quedó retratado en un gráfico que presentaba a la imagen del sol como la ultraderecha, a los naranjas como un espejo y al arcoiris resultante como el intento del partido de Rivera de participar en las celebraciones del día del Orgullo. Farray no dejó pasar la ocasión: “¡Viva el Orgullo! Pero ya sabéis no es Orgullo todo lo que reluce”.

Todos los chistes encajan porque la verdad es que el público de la Vida Moderna está acostumbrado a la ironía, a decir lo que quiere decir diciendo lo contrario.

A Quequé, que basó el final de su monólogo en una crítica a la ideología conservadora que se esconde detrás de Paulo Coelho y las tazas de Mr. Wonderful, le gritan moderno, a David Broncano, que como conductor del programa, tiene que hacer las veces de chico moderado y razonable, le corean al unísono hijo de puta, y a Ignatius Farray le gritan pollito de troya, que viene a ser lo mismo que pedirle que sea lo contrario a Ignatius Farray.

Y en mitad de todo, hubo encendidas proclamas, canciones, improvisaciones con el público, invitados especiales como José Mota, desnudos integrales, pasadas de frenada, recogidas de cable y 7.500 espectadores que pagaron 25 euros por estar allí y que se entregaron desde el principio. Pero sobre todo, hubo mucha vida moderna, signifique lo que signifique. Este año, la gira de estos tres cómicos ha dado ya a su fin.

Fuente: El País

Humor de Transmisión Sexual, una comedia a tres bandas

Humor de Transmisión Sexual es una comedia a tres bandas entre monólogos muy diferentes, pero bajo una misma temática: La sexualidad e identidad de género.

Como comentan en el prólogo: “Humor a pelo… ¡Sin el condón de la opinión ni la moral!

Archie Bezos (Gay), Elsa Ruiz (Transexual) y Albert Boira (Pansexual) son los tres monologuistas que se suben al  escenario para hacer reír y disfrutar con su descaro, su naturalidad, su verborrea, sus puntos canallescos y sus verdades; pero ante todo, entre las risas y las sonrisas, provocar la reflexión sobre la importancia del respeto y comprensión al ser humano, en su diversidad, hacia la igualdad y la libertad, mostrándonos una parte del gran abanico que el ser ofrece en cuanto a pensamiento, obra, acción y reacción, algo por lo que deberíamos sentirnos orgullosos y no ponernos tantas zancadillas al mostrar esas diferencias, que nos hacen únicos y únicas.

Los tres humoristas son de sobra conocidos en nuestro país, pues recordemos que Archie está considerado como la lengua afilada de: La Chocita del Loro y Comedy Central, Elsa es colaboradora del programa “Todo es mentira” de la cadena de televisión CUATRO y Albert, el irreverente y provocador de risas en Comedy Central y el resto del mundo, como le definen.

Los tres se moverán en un escenario vacío con tan solo la compañía de tres letras en gran tamaño en color blanco (HTS). Un escenario que no precisa de más adornos, pues los auténticos protagonistas son ellos y lo que desean transmitir a través del don de la palabra y del humor socarrón. Un humor, que con gran acierto, han logrado crear el primer espectáculo de comedia en vivo LGTBI+ en España, obteniendo un gran éxito en las ciudades en las que ya han actuado. Prepárate, porque cualquier día pueden estar en tu ciudad, recíbeles cómo se merecen.  En la obra y de forma especial, colabora la Libertad Montero, que despierta muchas sonrisas a pie de patio de butacas.

Un espectáculo con una duración de una hora y media y por el que desfilan temas como las enfermedades en general, la edad, los miedos, las decisiones e indecisiones, el amor, el sexo, los traumas a una cierta edad y hasta cómo superarlos. Tres voces, que además de tener sus momentos individuales en el escenario, también interactuarán entre ellos, incluso quitándose la palabra. Criticarán las tan manidas y dichosas etiquetas y los tabús que a esta sociedad aun les persigue. Vivamos el presente, miremos hacia el futuro y avancemos, nunca retrocedamos.

Una obra recomendada para todos/as, pues el objetivo es divertirse y sentir que no eres un mero espectador. No hablarán solo entre ellos o en solitario, sino que también lo harán contigo y preguntando de forma colectiva sobre algunos temas.

Un espectáculo para abrir cabezas… ¡Sin salpicar!

Fuente: Travelling – El blog cultural David Serrano

 

¿Cuándo y dónde puedes verles?

La obra se representa todos los JUEVES del mes de JULIO (11, 18 Y 25) en Madrid. En el TEATRO COFIDÍS ALCAZAR a las 23:00 horas.

Podéis consultar más información sobre el espectáculo Humor de transmisión sexual haciendo clic aquí.

La Vida Moderna Live Show despide la gira con 7.500 espectadores

David Broncano, Quequé e Ignatius Farray han hecho reír a más de 50.000 espectadores durante la gira 2018-2019.

Después de 17 funciones durante esta temporada, el viernes pasado despedimos la gira de La Vida Moderna Live Show en el WiZink Center de Madrid. Durante el espectáculo contamos con la presencia de José Mota, que intervino al más puro estilo de lucha canaria.

Se trata de un gran salto respecto al año pasado, en el que finalizamos la gira llenando 5 días seguidos el Teatro Circo Price de Madrid. También se trata de la primera vez que un espectáculo de comedia reúne a más de 7.500 personas en un mismo día.

Esta gira empezó en octubre de 2018 y ha pasado por 12 ciudades. Con el lema «Nos hemos flipado tour», hemos dejado atrás los teatros para llenar pabellones. El primero de ellos fue La Fonteta de Valencia, en el que congregamos a más de 6.000 espectadores. También hemos visitado el Pabellón Príncipe Felipe (Zaragoza), el Gran Canaria Arena (Las Palmas), el Pabellón Santiago Martín (Tenerife) y  el Palacio de los Deportes de Murcia.

Además, repetimos el hito del año pasado en Barcelona llenando el Auditori Fòrum 2 días seguidos. Otras ciudades por las que hemos pasado son Gijón, Sevilla, Andorra, Tarragona y Logroño. Sin embargo, una de las que recordaremos seguro con más cariño es la del Teatro Romano de Mérida, el cual conseguimos llenar de jovencitos confusos.

Un fenómeno de masas

La Vida Moderna está en boca de todos y es que es mucho más que un programa de radio que bordea los límites del humor.  Es un fenómeno de masas. Ha conseguido volver a acercar la radio y el teatro al público joven bajo un ambiente de comunidad donde el humor no convencional, las referencias culturales y lo absurdo dan rienda suelta a la “commedia”.

Una temporada de éxito que dista mucho de los inicios de La Vida Moderna, el programa de radio que empezó en 2014 como un especial de verano. No fue hasta 2016 que se perpetuó como lo que conocemos hoy en día: un programa radiofónico que se emite de lunes a jueves en la Cadena Ser y paralelamente en Youtube.

Ese mismo año dieron el salto a los escenarios con su homólogo teatral La Vida Moderna Live Show. Fue en la Sala Galileo, local de referencia en Madrid. A finales del 2016 salieron de la capital e hicieron la primera gira pasando por Valencia, Barcelona, Las Palmas y Tenerife.

Desde entonces, La Vida Moderna es un éxito allá donde va: con casi todos los espectáculos con sold out durante esta gira en la que ha habido proclamas de todo tipo, canciones, improvisaciones con el público, desnudos, pasadas de frenada y recogidas de cable.

«Pero sobre todo, ha habido mucha vida moderna».  ¡Damos por finalizada la gira 2018- 2019 por todo lo alto!  #NosHemosFlipadoTour

 

Fin de gira LVM

Gira 2018-2019